Ingreso y salida de clases: un calvario para usuarios de las líneas de colectivo

Corrientes,  20 de Octubre de 2015- http://www.diarioellibertador.com.ar

 

 

Los pasajeros se amontonan en las paradas y esperan hasta una hora para que un chofer se detenga. Con el calor, urgen más unidades.

El sistema de transporte público de pasajeros en la ciudad continúa siendo uno de los más criticados por los usuarios. Ahora, sumado a las demoras y la falta de colectivos, aparece un nuevo motivo de queja, la que deriva de la cantidad de alumnos que copan las unidades en los horarios de entrada y salida de los establecimientos escolares. Los pasajeros aseguran que durante casi una hora es “imposible” que los choferes se detengan en las paradas, porque van llenos de estudiantes que suben en la zona del puerto.
“Si uno sale de trabajar cerca del mediodía y va a alguna parada del centro, tiene que saber que va a esperar fácil hasta una hora”, dijo a EL LIBERTADOR una usuaria que se encontraba en la garita de la plaza Libertad y la calle Yrigoyen. El problema es que las unidades van colmadas de los alumnos primarios y secundarios que a esa hora salen de clases y regresan a sus casas.
La situación se vuelve muy tediosa para los pasajeros, en especial en la temporada de calor, ya que en la mayoría de las paradas no cuentan con una garita que los proteja del sol. Es común también que la gente que aguarda por las unidades lleve varias bolsas con las compras de ese día, y los chicos, por lo general, están con sus mochilas al hombro.
Desde la empresa a cargo del servicio no anunciaron ninguna mejora, a pesar de que el tema ya fue motivo de varias notas en este medio y luego de que el precio del boleto aumentara hasta pasar los 5 pesos.
El reclamo de fondo, en tanto, sigue siendo el mismo desde hace tiempo: que incrementen la flota lo más pronto posible.

La gente mayor y las embarazadas, las que más sufren la espera
Con la llegada de las altas temperaturas, desde el Ministerio de Salud recomiendan a la población en general no exponerse al sol durante mucho tiempo e incluso tratar de evitar la salida al aire libre en las horas de más calor. En especial para aquellas personas mayores de 60 años o embarazadas y niños muy pequeños, porque son los más vulnerables a ser afectados por un golpe de calor.
Sin embargo, a la hora de esperar los colectivos no hay diferencia de edad. “Los colectiveros pasan y no paran a alzar a nadie, no importa si tenés 80 años o 15, no les interesa”, reclamaba otro hombre que aguardaba en la parada de Junín y La Rioja.
Desde la empresa que tiene a su cargo casi la totalidad de los recorridos en la ciudad no dieron explicaciones al respecto. No indicaron tampoco que vayan a responder el reclamo de aumentar la flota. Y el problema se mantuvo todo el año, aunque en la temporada de frío no se hacía sentir tanto.
“Esto es cuestión de tiempo, cuando se sepa del caso de alguien que se desmayó esperando el colectivo, recién ahí van a hacer algo. Tiene que pasar algo grave para que solucionen esto”, agregó el usuario.

Reclamos por más lugares para cargar las tarjetas Yo Voy y Tarjebus
En una de las notas que publicó EL LIBERTADOR, respecto del problema de los colectivos, una de las cuestiones que se hicieron evidentes fue el hecho de que existen muy pocos lugares para hacer una recarga de las tarjetas que se emplean en el servicio.
En la zona del centro, los locales no pasan de los diez y en la mayoría de los casos están muy concurridos. En la sede de la empresa, por Santa Fe casi 3 de Abril, las colas para hacer las recargas dependen de los días de la semana.
Y finalmente, en la zona de los barrios, son contados los puntos de recarga a pesar de que fuera de las cuatro avenidas se encuentra casi el 80 por ciento de los usuarios que emplean el servicio. Son varios los barrios en los que es imposible encontrar un local que dependa de la firma prestataria.

Sube, la nueva apuesta para aminorar las quejas de los pasajeros
Ante la próxima implementación del Sistema Único de Boleto Electrónico (Sube), desde la Municipalidad se inició la instalación de las primeras máquinas que en un principio funcionarán en los colectivos de las líneas 104, 105, 108 y 109. También se recibieron dispositivos fijos y 30.000 tarjetas (de una tanda de 200.000) que reemplazarán de manera gratuita a los actuales plásticos.
El intendente, Fabián Ríos, explicó que los primeros equipos tecnológicos serán colocados por el personal del Ministerio del Interior y Transporte de la Nación y que convivirán con los plásticos Tarjebus hasta que sean reemplazados en su totalidad.
Anticiparon que la nueva tarjeta además brindará beneficios sociales y comerciales para los usuarios que utilicen este sistema de pago.

 

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s